fbpx
Siena

Sexo, género, orientación sexual: ¡Ayuda!

Seguro que has escuchado hablar de esto: sexo, orientación sexual, bisexualidad, hombres gay y mujeres lesbianas, personas transgénero, homosexualidad… Pero llega un punto en el que todo se te mezcla un poco. No te preocupes, es normal.

Por eso, hoy te traigo una pequeña guía para que seas una máster de las definiciones.

Sexo biológico

El sexo biológico es aquel que es determinado por características anatómicas y genéticas: genitales externos e internos (vagina, pene, ovarios, testículos, útero…), cromosomas (X e Y, en sus distintas combinaciones) y hormonas. Está definido por características exclusivamente físicas.

Fact: A pesar de que comúnmente se habla solo de machos y hembras, existen las personas intersexuales. Ellos nacen con una genitalidad que combina aspectos típicamente de machos o hembras, de diferentes maneras, ¡y esto no implica nada malo o ambiguo! Todos somos mucho más que machos o hembras.

Género

Es la construcción de las identidades como enteramente masculinas o femeninas, y nada tiene que ver con lo físico o individual. Es lo que conocemos como mujeres y varones. Históricamente se asoció (y lamentablemente todavía pasa) al sexo biológico: si nacés con pene, sos varón y si nacés con vagina, sos mujer.

Involucra también lo que conocemos como cosas de varón y cosas de mujer, también llamados estereotipos de género: celeste y rosado, camiones y muñecas, fútbol y ballet, pelo corto y pelo largo… vos entendés.

Fact: Actualmente, se habla del género como algo «más allá del binario», es decir, que el género existe en una escala y no son dos opciones completamente diferentes una de la otra.

Identidad de género

Tu identidad de género es lo que sos. Es una característica individual, la forma en que cada persona se siente respecto al concepto social de género. Lo más importante: la identidad de género no tiene por qué coincidir con el género que se te asignó al nacer. ¿Qué quiere decir esto? Que si naciste hembra y por ende la sociedad te dijo que eras mujer, ¡esto no tiene por qué ser cierto!

Aquí surgen dos términos que tal vez ya escuchaste o leíste por ahí: cisgénero y transgénero. Una persona cisgénero es aquella que se identifica con el género asignado al nacer (naciste hembra, te etiquetaron como mujer y te has identificado así). Por el contrario, alguien transgénero es aquel que se identifica con un género diferente al que le fue asignado.

Muchas veces, las personas transgénero eligen pasar por cambios físicos para sentirse mejor con su cuerpo, lo que puede incluir tratamiento hormonal o quirúrgico. Es importante que sepas que una persona trans es trans haya pasado (o quiera pasar) por una transición física o no. ¡El cuerpo nunca define el género!

Tu identidad es quien sos, y tenés derecho (¡por ley!) a que se te reconozca de esa manera.

Expresión de género

Es la forma en que una persona expresa su identidad de género a otros. Incluye cosas como el nombre, la ropa, el pelo, los pronombres que preferimos (él o ella), el lenguaje corporal… básicamente ¡todo lo que mostramos en sociedad!

Alguien que se identifica como varón ¿cómo muestra que es varón?

Respuesta: como quiera.

La sociedad ha construido un “paquete” de lo que significa ser varón: jugar con autos y camiones de chico, que te gusten los deportes, usar el pelo corto y ropa de color azul. Sin embargo, un varón perfectamente puede construir su expresión de género y mostrar su identidad usando polleras y pintándose las uñas. Esto es algo hiperpersonal y lo importante es que te sientas con la libertad de ser vos.

Orientación sexual

La orientación sexual es quién te atrae o, para ser más exactos, a qué géneros sos capaz de sentirte atraído de forma física, emocional y afectiva.

No tiene absolutamente nada que ver con tu sexo o tu género; sin embargo, desde que somos chicos nos enseñan que lo normal es que los varones se sientan atraídos por las mujeres y viceversa. Ante esto, es importante que sepas: ¡la sexualidad es un abanico enorme!

Te dejamos una pequeña definición de algunas orientaciones sexuales. Si no te identificás con ningún grupo, está bien. La sexualidad no es algo estático e incambiable, y nunca es exactamente igual para dos personas.

Heterosexualidad

Se refiere a la atracción solamente por un género distinto al tuyo. Es la única orientación considerada “normal” en nuestra sociedad, por esto hablamos de “heteronormatividad”.

Homosexualidad

Es la atracción por personas solo del mismo género. Normalmente se habla de ser gay (o también lesbiana, en el caso de las mujeres).

Bisexualidad

Las personas que se identifican como bisexuales sienten atracción por las personas indistintamente de su identidad de género.

Fact: La bisexualidad no es mitad gay y mitad hetero.

Asexualidad

Es definida como la falta de atracción sexual y de interés en la práctica de relaciones sexuales con cualquier tipo de persona. Esto no quiere decir que los asexuales no se enamoren; la orientación sexual y el afecto son dos cosas distintas.

Es mucho, lo sé. Y, como dije antes, ¡está bien no entender todo! Lo importante es que sepas que hay algo más allá de lo que siempre nos contaron, y que tanto la identidad de género como su expresión y la orientación sexual son construcciones no estáticas, lo cual quiere decir que puede cambiar en cualquier momento de tu vida ¡y eso está perfecto!

Este artículo se realizó a partir de información de la Organización Mundial de la Salud, Fundación Huésped y con ayuda de Sabrina Martinez, educadora sexual.

Rory B.

Fan de Harry Potter, los tatuajes y los gatos. Científica joven con el alma en el interior y el cuerpo en Montevideo. Aún no puedo decidir qué me gusta más: el té o el café.

Ilustración: Siena

Este artículo fue ilustrado por une colaboradore externe al equipo de Harta. ¡Sumate vos también! Acá podés encontrar un formulario para ponerte en contacto con nosotras.

Todo lo que hay que saber sobre la explotación sexual

Un caso conocido como Operación Océano aparece en los medios de comunicación desde hace unas semanas. Unos cuantos hombres fueron formalizados por explotación sexual de adolescentes.

No tan normal: cuando el aislamiento terminó

Con mis amigas, a las pocas semanas de conocer los primeros brotes de virus en el país, hastiadas del encierro y extrañando nuestros encuentros de miércoles, pensábamos que el encuentro sería una fiesta. Imaginábamos hordas de personas abrazadas para brindar, festejando con todas y todos, en la calle, siempre en la calle.

“El amor que mata”: el femicidio de una poeta.

Delmira Agustini escribió, en uno de sus poemas más reconocidos: “Si la vida es amor, ¡bendita sea!/¡Quiero más vida para amar!”[1]. Esto provocó a la sociedad y a la crítica literaria de su época, y marcó su actitud rebelde y transgresora en una sociedad patriarcal que la obligó a ser una señorita y a la que enfrentó a través del arte y su poesía.

¿Qué es el androcentrismo?

Cuando leés un texto firmado como “Anónimo”, ¿te imaginás que lo escribió un varón o una mujer? Si te hablan de alguien que tiene fama o prestigio, pero solo te mencionan su apellido, ¿asumís que te están hablando de un varón? ¿Alguna vez te cuestionaste por qué?

8 mitos del amor romántico [tan habituales como peligrosos]

Todes tenemos nuestra propia idea o concepto de lo que es el amor, basada en nuestras experiencias personales, nuestra cultura o nuestras costumbres.

Stonewall: ¿qué es y por qué importa?

Stonewall Inn - yosoynuts CC BY 2.0 Este 28 de junio se cumplen 51 años de los disturbios en Stonewall, acontecimiento que cambió la forma luchar...

5 tips para el cuidado del acné

Tener granitos o acné (¡ojo!, no son lo mismo) es algo bastante común en la adolescencia. Eso no implica que no te preocupen, que te generen incomodidad o que quieras que se vayan.

4 razones por las que me hice fan de las fans del k-pop

Sí, leíste bien. No es que me puse a escuchar bandas de k-pop y me enloquecí con su música, letras o bandas: ¡me hice fan de sus fans! Acá te cuento...

Cinco razones para mirar la serie “Yo nunca”

La serie Yo nunca (Never Have I Ever) que Netflix estrenó este año retrata la complicada vida de Devi Vishwakumar, una adolescente hindú-americana, los problemas de sus amigos y las experiencias típicas de esa etapa de la vida. En esta nota te cuento seis razones por las que vale la pena mirarla.

Share This