fbpx
Fainá relleno (o no)

Fainá relleno (o no)

Esta receta es 2x1: podés usarla para preparar una torta de fiambre de textura suave y deliciosa o directamente hacer un riquísimo fainá de queso. Eso sí: ¡necesitás una licuadora!

¿Qué lleva?

  • 4 huevos.
  • 1 taza de harina.
  • 1 taza de almidón de maíz.
  • 1 taza de queso rallado.
  • 2 cucharaditas de polvo de hornear.
  • 1 cucharadita de sal.
  • 1/2 taza de aceite (el que quieras).
  • 2 tazas de leche.

Si lo vas a rellenar:

  • 200 gramos del fiambre que más te guste.
  • 200 gramos de muzzarella o queso en fetas.

¿Qué preciso?

  • Una licuadora.
  • Una asadera grande (redonda o rectangular, preferiblemente de paredes altas para trabajar más cómoda).

¿Cómo se hace?

Más fácil, imposible: ponés todos los ingredientes (¡menos los del relleno!) en la licuadora y licuás, licuás… Si ves que algunos de los ingredientes secos quedan pegados en las paredes de la licuadora, apagala y con una espátula o cuchara los raspás hasta que se mezclen con el resto. Licuás un poco más y listo.

En la asadera, a la que previamente le ponés aceite por el fondo y las paredes, echás la mitad de la masa licuada (a ojo, nomás). Luego sobre esa masa apoyás las fetas de fiambre y de queso. La masa es bastante líquida, pero no te preocupes, el relleno no se va a hundir del todo. Cuando cubriste todo con el relleno, le echás la otra mitad de masa por encima.

Llevás al horno a 180 º aproximadamente 40 minutos. Andá fijándote: los bordes tienen que tomar un color dorado y la parte de arriba tiene que lucir bien seca.

¡A servir!

Esperá que se enfríe un poco para sacarla de la asadera. Si ves que te cuesta sacarla, no hagas movimientos bruscos, porque es una torta blanda. Es mejor que la cortes dentro de la asadera y con una espátula vayas sacando los pedazos. No debería pegarse, pero esto depende mucho del tipo de asadera que uses.

Variantes

Como viste, podes rellenarla o directamente echar toda la masa de una vez en la asadera y hacer un fainá de queso súper suave y esponjoso. Pero también podés ponerte creativa y ponerle condimentos secos a la masa (orégano, albahaca, ajo y perejil…) o en lugar de rellenarla con fetas podés mezclar en la masa cubitos de fiambre o de queso, o probar con aros de cebolla salteados… yo nunca lo hice, pero ¿por qué no?

Tips

Si cuando está en el horno te genera dudas sobre si está cocida, podés pincharla con un escarbadientes y ver si el palito sale sin restos de masa cruda.

Receta: Ine

Fotografía: Giana

En este artículo:

recetas

Share This